Contenido no disponible

Disculpa, pero este contenido no está disponible en tu región.Descubre mucho más del fascinante mundo de Discovery haciendo clic aquí

Tres pasos fundamentales para convertirte en un detective privado

Investigation
Tres pasos fundamentales para convertirte en un detective privado
Investigation
Tres pasos fundamentales para convertirte en un detective privado
©Discovery/Difusión


Ser un investigador no es tarea fácil y lleva años de aprendizaje. Eso no quiere decir que tengas que renunciar a tu sueño. Brian Wolfe te muestra qué es lo que necesitas para ser un profesional exitoso como él.

En la segunda temporada de ACTOS ILÍCITOS, Brian Wolfe vuelve a demostrar que conoce muy bien los pormenores del trabajo de detective privado. En cada episodio, logra resolver increíbles casos con talento y profesionalismo. Más de 25 años en el campo le han dado suficiente experiencia para saber exactamente dónde poner el ojo a la hora de abordar un nuevo misterio.


Y es que ser un investigador profesional no se aprende de la noche a la mañana. Por el contrario, requiere desarrollar cualidades especiales y estar atento a aspectos que al resto de las personas se les pasarían por alto. ¿Crees que tú podrías hacerlo? Chequea junto a Wolfe lo que necesitas para convertirte en un 'cazador' de ACTOS ILÍCITOS.

cry wolfe, brian wolfe, ID, detective

Crédito: ©Discovery/Difusión


Debes buscar en todos lados

Uno de los puntos esenciales que debe atender cualquier detective es reconocer dónde está la mejor información. No hay que descartar absolutamente ningún lugar porque a veces las mejores fuentes de datos están en los lugares menos pensados.
Aunque parezca extraño, una herramienta muy eficaz para el trabajo de Wolfe es la basura. Cuando comienza una investigación, una de las primeras cosas que hace es hurgar en los contendores. “Una gran cantidad de evidencia queda ahí mismo, en la basura. Se lo que comiste anoche y anteanoche. Se cuál es tu situación financiera, si eso es lo que estoy buscando”, asegura el investigador.
Cualquier información es útil, por ello un investigador debe ser exhaustivo. Cuando encara un caso, Wolfe se preocupa por conocer la historia a fondo con el fin de encontrar todas las pistas posibles. 

Debes tener flexibilidad y dedicación

Wolfe comenzó su carrera profesional con la intención de trabajar en el departamento de policía, pero decidió ser detective privado porque odia los horarios esquemáticos. De hecho, asegura que una de las cosas que más disfruta de su trabajo es la flexibilidad. “Tienes tu propio horario, realizas tu propio trabajo. Básicamente eres tu propio jefe”, afirma.
Sin embargo, también destaca que el trabajo de detective privado requiere mucha paciencia y dedicación. Hay que estar preparado para soportar gran cantidad de horas de espera hasta encontrar una pista o un indicio que lleve a buen puerto. Un ejemplo claro son los casos de infidelidad, en los que el investigador debe estar escondido en su auto por largas jornadas, que pueden significar 12 horas o más esperando encontrar  al supuesto infiel infraganti.




No puedes pasar por alto la tecnología

Para un detective privado los dispositivos tecnológicos son herramientas muy importantes, y no puede quedarse detrás de los avances. Wolfe reconoce que con las nuevas tecnologías su trabajo es más sencillo. “Ahora es muchísimo más fácil localizar personas, especialmente con la prevalencia de los teléfonos celulares”, asegura. No obstante, reconoce que muchas veces se siente un extranjero de las nuevas herramientas y, aunque sabe adaptarse, se apoya mucho en los conocimientos de Janine, su joven colaboradora.

¿Sigues creyendo que podrías ser un buen investigador? Pues ve tras los pasos de Wolfe sin perderte ningún episodio de la segunda temporada de ACTOS ILÍCITOS.

Comentarios Ver más comentarios