Contenido no disponible

Disculpa, pero este contenido no está disponible en tu región.Descubre mucho más del fascinante mundo de Discovery haciendo clic aquí


En el verano de 1975 aparecieron en Puerto Rico las primeras noticias de un animal misterioso, desconocido hasta el momento, que mataba a los animales de las granjas succionándoles la sangre a través de curiosos orificios en el cuello.

Los testimonios de tales sacrificios aumentaron en los años 90, y hasta un reporte policial da cuenta en 1991 del estado en que fue hallado el perro de uno de los productores: "Era como si hubiese sido aspirado desde la yugular. Los orificios de los ojos estaban vacíos y no quedaba rastro de ningún órgano interno".

A finales de esa década, las noticias de otras apariciones similares comenzaron a conocerse en otras islas caribeñas, México, América Central, Chile y hasta Estados Unidos. La descripción del animal, que varios testigos decían haber visto, coincidía en muchos detalles escalofriantes: pelo largo y grueso de un color gris oscuro, poco más de un metro de altura al caminar erguido en sus dos patas traseras, que le permitían dar largos saltos y moverse a una velocidad sorprendente.

Han sido innumerables los intentos por dar una explicación a este fenómeno que todavía permanece sin dilucidarse. Algunos afirman que se trata de una especie de animal prehistórico que sobrevivió hasta la actualidad, otros que se trata de una desconocida mutación genética, muchos sostienen que se trata de una aparición diabólica y hay quienes se afilian a la teoría de un ser extraterrestre.

farm

Crédito: ThinkStock

Comentarios Ver más comentarios